¿Puedo comer helado si tengo diabetes?

By 29 junio, 2018Alimentación, Consejos
¿Puedo comer helado si tengo diabetes?

El calor aprieta por fin, las playas se abarrotan, la protección solar (obligatoria) baña nuestras pieles y el hábito de hidratarse y refrescarse constantemente se sitúa, un verano más, en lo alto de la lista de nuestra lista de necesidades básicas de supervivencia. También ha vuelto la época, como todos los años, de los helados, dulces y apetitosos, que aunque no suponen una de las mejores alternativas para una correcta hidratación (el agua no va a dejar de ser la mejor vía), pueden convertirse en un gran medio para refrescarse y disfrutar de unos minutos de frescor. También vuelve, por supuesto, la misma pregunta de siempre.

¿Pueden las personas con diabetes comer helado?

Como siempre sucede en estos casos, la respuesta no es ni ni no. Es mejor evitar ser tajante en estos casos, y ponderar todas las variables de la ecuación. Un paciente con diabetes bien controlado puede comer de todo, siempre que se modere y calcule las cantidades de hidratos que aporta en cada comida a su organismo.

Tanto adultos como niños con diabetes pueden comer helados en verano, pero es importante tener en cuenta el tipo de helado y sus componentes. Según recomendaciones del Centro para la Investigación de la Diabetes Infantil (CIDI) del hospital Sant Joan de Déu de Barcelona (Diabetes CIDI), siempre será preferible un helado artesanal o casero, con ingredientes de calidad, frente a uno industrial.

Por otro lado, también recuerdan que aunque los helados lácteos tienen más cantidad de grasa, la leche, la nata o la galleta favorecen una absorción más lenta de la glucosa. Por último, siempre que sea posible, conviene leer la etiqueta nutricional para saber qué componentes tienen y qué tipos de edulcorante utilizan.

Tanto si eres adulto con diabetes como si tienes un hijo o una hija con diabetes, recuerda que ningún alimento está prohibido para el paciente, siempre que se consuma de forma moderada. Llevar un cálculo de las raciones de carbohidratos para consumir la cantidad pautada por el equipo médico será de gran ayuda para evitar complicaciones y alteraciones glucémicas. Para ello puede ser de gran ayuda la tabla de raciones de HC preparada por la Fundación para la Diabetes.

¿Qué dices? ¿Disfrutamos del verano con moderación?

Leave a Reply